NoticiasPortadaRegionales

Chofer ebrio lesionó con un destornillador a carabinero tras negarse a ser fiscalizado: juez Franco Reyes Pozo le concedió el arresto domiciliario nocturno

Un cabo de Carabineros resultó lesionado producto del ataque que sufrió con un destornillador en una de sus manos, por parte de un conductor que manejaba en estado de ebriedad y que se negó a ser fiscalizado, identificado como Víctor Chávez Cuyul, de 21 años.

Esto sucedió ayer, alrededor de las 5,30 de la mañana, en el sector de Santa Juana y Los Colonizadores.

Funcionarios de la Primera Comisaría, que realizaban un patrullaje por ese sector, se encontraron con un vehículo que circulaba de forma zigzagueante. En esas circunstancias intentaron fiscalizarlo pero el conductor, en vez de detener la marcha, emprendió la huida a toda velocidad.

La persecución terminó recién en Zenteno con Rómulo Correa, debido a una falla mecánica que sufrió el vehículo que guiaba el conductor ebrio. En ese momento el chofer descendió con un destornillador en la mano con el cual procedió a herir a uno de los funcionarios policiales. De ahí entró de nuevo al auto y cerró las puertas con seguro.

Estos son los antecedentes que expuso el fiscal Sebastián González al formalizar ayer cargos en contra de Víctor Chávez, indicando que los carabineros tuvieron que romper uno de los vidrios para detener al chofer que se encontraba parapetado al interior de su vehículo.

En esos momentos los funcionarios confirmaron que el conductor manejaba en estado de ebriedad, pero se negó a practicarse la prueba respiratoria y la alcoholemia posterior en el Hospital Clínico.

Chávez manejaba sin licencia de conducir y menos con salvoconducto, “poniendo en peligro la salud pública”, acotó el fiscal.

Por cuatro delitos formalizó al imputado: el primero “maltrato de obra a Carabineros, con lesiones leves”. Además por atentar contra la salud pública; manejar en estado de ebriedad y “oponerse al actuar de la autoridad”.

No quiso abogado

La abogada de turno de la Defensoría Penal Pública, Vania Cáceres, pidió dejar en el registro de audio, “que mi representado, previo a esta audiencia, no quiso entrevistarse conmigo y no quiso tener contacto con la defensa”.

El juez Franco Reyes acogió el arresto domiciliario nocturno para el detenido, al no oponerse la defensa, a partir de ayer, entre las 22 horas y las 6 horas de cada día; más el arraigo regional y prohibición absoluta de acercarse a la víctima, en este caso el cabo de Carabineros lesionado.

El año 2017, Víctor Chávez Cuyul fue condenado a la pena de 4 años de cárcel por el delito de abigeato, luego que junto a su hermano fuera sorprendido con 97 animales ovinos.

Mostrar más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba